Un Sujetador para Dormir, el último invento antiarrugas

sujetador para dormir

La lista de inventos para combatir las arrugas y el envejecimiento sería prácticamente interminable. Desde cremas con baba de caracol a los “sujetacaras” similares al que inventaron en la serie Ally McBeal, y que consistía en una venda (con su respectiva pomada) que había que colocarse en la cabeza a la hora de ir a dormir. Ahora se ha dado un paso más con los sujetadores antiarrugas.

El sujetador para dormir tiene el objetivo de acabar con las líneas de expresión que surgen en el escote de las mujeres por diversos motivos (cambios de peso, lactancia, práctica deportiva…), a la vez que ayuda a combatir la caída del pecho.

Beneficios de los Sujetadores para Dormir

Los sujetadores para dormir antiarrugas:

  • Favorecen el descanso del pecho
  • Protegen la zona del escote
  • Alivian la tensión en la espalda, entre otros beneficios.

Sujetador Antiarrugas La Decolette

¿Qué diferencia un Sujetador para Dormir respecto a otros corrientes?

Principalmente, algunos incorporan una almohadilla en el sostén, que permite rellenar el canal interpectoral y los vacíos que se producen hasta la base del cuello, logrando una mejor sujeción que ayuda a evitar la caída de los pechos y la aparición de arrugas, e incluso, ayuda a la corrección de las ya existentes. Además, las copas no llevan aros y se reducen al máximo las costuras.

Esta novedosa prenda de ropa interior parece haber tenido una buena aceptación, algunos modelos están agotados en stock de la tienda virtual, pese a que su precio es relativamente alto. Todo un pequeño éxito.

5/5 - (2 votos)

Entrada siguiente

¿Quiénes son los hombres más sexys del mundo?

Mar Ago 24 , 2021
La revista People ha elaborado un listado con los 11 hombres más sexys (vivos) del mundo. La lista vio la luz por primera vez en el año 1985. La inauguró el actor Mel Gibson en el mismo año en el que estrenó Mad Max Beyond Thunderdome. Se lleva el primer puesto Chris Hemsworth. El actor […]
los hombres más sexys del mundo